domingo, 11 de diciembre de 2011

LA COMPRENSIÓN LECTORA EN LA ESCUELA PRIMARIA




Universidad Pedagógica Nacional Zacatecas
Campus  Zacatecas  Unidad: 321
Especialización en Competencias Profesionales para la Educación Básica. Grupo "A"

SEMANA 3, MODULO 2


TEMA A DESARROLLAR:
“metodologías de la investigación cualitativa en la práctica: descripción y análisis de casos, trayectoria profesional, la biografía, relatos de historias docentes, etc.”

PRESENTA:

José Adolfo Díaz Nava.


ASESORES:
Profra. Rita Ruvalcaba Ruiz
Porfr. Martín de Luna Dorado

GUADALUPE, ZAC. 11 DE DICIEMBRE DE 2011




“LA COMPRENSIÓN LECTORA EN LA ESCUELA PRIMARIA”



INTRODUCCIÓN.

                     Dentro de las actividades cotidianas que hacemos en nuestro salón de clases siempre da pie a reconocer problemas de aprendizaje por parte del alumnado y sin duda también problemas de ejercer la docencia, no tanto porque no sepamos hacerla si para ello se supone que tuvimos una formación académica congruente con lo que decidimos aportar a esta Nación; sino para reconocernos como tales por lo que debemos trabajar con responsabilidad hacia lo que marca nuestra profesión: “formación de personas para que tengan las herramientas indispensables para ser competentes en el ámbito en el que se desenvuelvan. Pues bien en el grupo que está a mi cargo encontré diversas situaciones problemáticas, entre otras: letra de mala calidad y muchas faltas de ortografía al copiar o escribir sus propios textos con signos ortográficos que no eran donde los ponían,  indisciplina, incumplimiento de tareas encomendadas en casa, incumplimiento de trabajos en el salón de clases, descuidados en su aseo personal y de los trabajos presentados en el aula, pero lo que me llamó más la atención fue encontrar  a los alumnos y alumnas de cuarto grado con una lectura sin fluidez ni entonación adecuada por lo que no comprenden lo que leen y al dar sus explicaciones son escuetas sin coherencia y sin un proceso de seguimiento adecuado  de lo que se leyó, ya sea en forma oral o escrita. Entonces mi reto para esta situación es lograr en lo más posible que estos alumnos y alumnas desarrollen una lectura fluida de comprensión a la vez que permita desarrollar las otras actividades cognitivas que se necesitan para el resto de las asignaturas y obtener mejor rendimiento escolar, es decir, buscar esa competitividad que marca la RIEB dentro de las actividades que el ser humano realiza dentro y fuera del aula.
                        En la actualidad las nuevas tecnologías y la falta de costumbre de leer  en casa, los distractores como la calle, el ocio,  los medios de comunicación (si éstos no son usados educativamente hablando), la falta de iniciativa de acercamiento a los acervos culturales llamados libros entre otros factores, propicia que dejemos una lectura eficiente de lado, lo anterior se ve reflejado en el rendimiento escolar de los educandos con los resultados de la prueba de reconocimiento que se hace al inicio de cada ciclo escolar y conforme van transcurriendo las semanas de trabajo con los resultados de las tareas, los trabajos en el salón de clases, los exámenes,  los ejercicios de la prueba enlace, las lecturas ejercidas ordinariamente de todas las asignaturas
Por ello me parece relevante retomar  y preguntarme por qué no comprenden los textos que leen, ya que al leer y/o interpretar textos sencillos lo hacen pero de manera muy breve, si es oralmente no explican la idea principal de un tema, la sucesión de hechos de algún cuento o historieta no tiene concordancia, para crear sus propios textos presentan serias dificultades y además hay una gran serie de errores ortográficos y presentación deficiente de los textos producidos o copiados por el alumnado.
Lo anterior me lleva a plantear algunas interrogantes como: ¿por qué no se tiene el hábito de la lectura, tanto en el aula como fuera de ella?,  ¿cuál es el uso que se le da al acervo cultural bibliográfico que se tiene dentro del salón de clases, la escuela y el hogar?, con una mejor calidad de la lectura y comprensión de la misma, ¿mejorará en verdad la obtención de aprendizajes cognitivos por parte del alumnado para desarrollarse competitivamente?, ¿el docente qué papel juega ante estas circunstancias?, ¿ha sabido diseñar y aplicar las estrategias o metodologías adecuadas para enfrentar esta situación dada en el aula? Y por último, ¿qué papel juega tanto el contexto escolar como el social para la obtención y/o limitantes de un desarrollo preciso de la lectura corroborándose en la comprensión de ésta?
Primeramente se mencionan los objetivos que se buscan en el proyecto de intervención educativa correspondiente a mi grado escolar, luego en el apartado número 1 se habla acerca de la manera en que se debe ejercer práctica docente para propiciar la lectura eficaz y comprensión de la misma dentro del marco de la RIEB, apoyados en el Acuerdo 494 sobre educación primaria publicado en el Diario Oficial de la Federación y en una revista del ITESM, en su apartado número 2 se habla de las competencias que debe tener un docente para trabajar profesionalmente en el ámbito educativo y específicamente para que el alumno aprenda a leer leyendo y a escribir escribiendo, es decir de manera funcional en la vida cotidiana y la vida escolar; citando autores como Ángel Díaz Barriga, la revista del ITESM Y Rueda Beltrán. En el apartado número 3 se hace un análisis de mi práctica profesional que se hace en el grupo de clase para fortalecer los aprendizajes esperados y los que se deben desarrollar competitivamente hablando, citando autores como Santos Rego, Jhon Dewey entre otros. Al final se presentan unas conclusiones del tema en cuestión para finiquitar este módulo.



OBJETIVOS.

·         Diseñar estrategias de trabajo para generar en los alumnos un interés por la lectura que propicie la comprensión de los textos.

·         Desarrollar habilidades lectoras en los alumnos mediante  la lectura y redacción de informes, textos diversos, oraciones,  etc. Identificando las ideas principales de los mismos.


·         Ampliar el vocabulario del alumnado de tal forma que enriquezca su acervo cultural y se exprese de manera adecuada según el entorno en el que se encuentre.

·         Comprender que el hábito de la lectura es imprescindible para el desarrollo de las actividades del ser humano.


·         Actuar con autonomía en las actividades personales habituales diarias y establecer relaciones efectivas de grupo al intercambiar experiencias y formas expresarse con sus semejantes.








APARTADO 1.- “LA PRÁCTICA PROFESIONAL EN EL MARCO DE LA RIEB”.
¿Cómo debe ser la práctica profesional del maestro  para propiciar la lectura eficaz y comprensión de textos?

Como responsables del rumbo y destino de un país en cuanto al desarrollo de actividades educativas y educación de las generaciones presentes y futuras, el docente es el principal actor de las reformas educativas que se proyectan por parte de quienes dirigen la educación de nuestro país, sabemos todos que a nosotros nos toca poner en práctica las nuevas didácticas y metodologías que se cree son las más indicadas para lograr una educación eficiente y de calidad que urge para que practiquemos unos nuevos sistemas de enseñanza lejos de las prácticas educativas tradicionalistas que ya no surten efecto a las demandas que piden los escolares del presente siglo.
En común acuerdo con lo descrito en el acuerdo número 494 del Diario Oficial de la Federación establecido para el Plan y Programas de Estudio para la Educación Primaria  debe haber  “Igualdad de Oportunidades”, Objetivo 9 “Elevar la calidad educativa”, establece en su Estrategia 9.3 la necesidad de actualizar los programas de estudio, sus contenidos, materiales y métodos para elevar su pertinencia y relevancia en el desarrollo integral de los estudiantes, y fomentar en éstos el desarrollo de valores, habilidades y competencias para mejorar su productividad y competitividad al insertarse en la vida económica (494 & acuerdo, 2009), viene a ser lo que el sistema educativo requiere y nuestras autoridades educativas nos lo hacen saber mediante estos documentos, lo cual nos toca poner en operación todos los días al enfrentarnos al grupo teniendo siempre presente que día a día surgen experiencias nuevas que se concretan con las experiencias previas o conocimientos previos que, ayudan a elaborar un aprendizaje cognitivo de significado con la realidad que se vive.

 Por tanto a consideración propia y de acuerdo a la experiencia que tengo en la docencia, es un acierto para las autoridades gubernamentales y que dirigen la educación de nuestro país el hacer hincapié en  “la estrategia de realizar una reforma integral de la educación básica, centrada en la adopción de un modelo educativo basado en competencias, que responda a las necesidades de desarrollo de México en el siglo XXI a fin de lograr una mayor articulación entre todos los tipos y niveles educativos, asegurando que los planes y programas de estudios estén dirigidos al desarrollo de competencias e involucrar activamente a los docentes frente a grupo en estos procesos de revisión y adecuación” (494 & acuerdo, 2009), para lo anterior es necesario iniciar con reformarnos a sí mismos nosotros los docentes, iniciar por ser capaces de entender la transversalidad de los contenidos, entender la terminología empleada en los nuevos Planes y Programas de Estudio, poner en práctica las estrategias correctas que de verdad generen esa competitividad que exige la RIEB, porque los cambios en la Educación Básica deben de hacerse porque urge esa articulación entre los tres niveles que componen a ésta; la modificación al currículo es esencial e importante respaldarnos en lo que estos nos indican, es importantísimo la capacitación y profesionalización del docente para contar con mejores herramientas de trabajo que ayuden a que el alumno obtenga esas competencias y las desarrolle en su vida cotidiana, también es interesante el uso de las tic para el desarrollo de los contenidos programáticos, pero necesitamos que el docente sea capaz de manejarlas, que el gobierno dote a las escuelas con recursos tecnológicos que nos permita desarrollar los contenidos programáticos, existe una cosa que no debemos de olvidar, lo trascendente e  indispensable de la participación de la sociedad en las actividades escolares tanto académicas, culturales, cívicas, de mantenimiento a las instituciones, etc., a razón de que las autoridades educativas (directivos, docentes, supervisores, etc.) den a conocer los programas existentes en operación  y se sientan parte del sistema educativo, que entiendan que también tienen responsabilidad de los resultados que se den en cuanto al desarrollo de competencias que sus hijos ejercen en sus actividades diarias, no solo poner en entredicho el quehacer del maestro o de quienes nos dedicamos a la educación en todos las jerarquías, es una responsabilidad e interacción  “alumno-maestro-padres de familia”.
Si las políticas internacionales como las nacionales de los gobiernos en cada país buscan mejorar  la calidad educativa,  resulta pertinente  la capacitación de profesores que dejen atrás las prácticas tradicionalistas que se venían dando anteriormente, la actualización de programas de estudio y sus contenidos es una prioridad, reformar los enfoques pedagógicos, métodos de enseñanza y recursos didácticos van de la mano con el accionar educativo en los tres niveles de la educación básica, tampoco se debe menospreciar   mejorar la gestión escolar y del equipar con  tecnología de vanguardia a las instituciones, así como el fortalecimiento y la diversificación de los materiales de apoyo, recursos bibliográficos, audiovisuales e interactivos (494 & acuerdo, 2009). Por eso en mi proyecto de intervención debo de echar mano de estas normas o políticas educativas que en mi práctica profesional permitirán sacar a flote mi potencial desarrollando las actividades necesarias para hacer del alumnado seres interesados en leer y a su vez  mejorar la práctica de la lectura siempre con la intención de comprender lo que leyeron e identificado las ideas centrales de los temas de español, pero no solo de esta asignatura, sino de las otras o mejor dicho todas las concernientes a la educación primaria, ya que al ser buenos lectores comprensivos tendrán capacidad de realizar las tareas de otras asignaturas y de las realizadas en la vida cotidiana.

Lo anterior creo yo, permitirá comprender la diversidad y la interculturalidad de nuestro mundo cada vez más complejo, en donde tanto los alumnos como nosotros los docentes comprendamos que somos seres humanos que formamos parte de diferentes culturas con lenguajes, costumbres, creencias y tradiciones propias de una Nación, Estado o región de nuestro país. Es de suma importancia enfatizar en el desarrollo de competencias y definición de aprendizajes esperados, esto  para favorecer en los alumnos la adquisición y aplicación de conocimientos, así como fomentar actitudes y valores que favorezcan la convivencia, además del cuidado y respeto por el medio ambiente. Los aprendizajes esperados también son un importante referente para mejorar la comunicación y colaboración entre profesores, alumnos y padres de familia, ya que al tener la visión de lo que a un futuro pretendemos alcanzar con nuestros estudiantes, sabremos determinar el camino adecuado de intervención educativa soportado en las normas de los diferentes acuerdos, Planes y Programas de Estudio y de la sociedad en general, pero sobre todo de los padres de familia o tutores cercanos a nuestros alumnos para por medio de la técnica de estudios de caso se llegue a desarrollar habilidades tales como el análisis, síntesis y evaluación de la información lo que posibilita también el desarrollo del pensamiento crítico, el trabajo en equipo y la toma de decisiones, además de otras actitudes y valores como la innovación y la creatividad. (ITESM, 1998).

En conclusión, la práctica profesional del maestro debe ser acorde a los lineamientos que se marcan en las normatividades y vanguardista en cuanto a ejercer la docencia para que vaya a la par  con las exigencias de las nuevas expectativas de aprendizaje de las generaciones presentes y futuras, no podemos quedarnos estancados sino más bien, ir al empleo de nuevas dinámicas de trabajo y metodologías que alcancen a detonar los conocimientos que los estudiantes necesitan, uso y empleo de las actuales  tecnologías para investigaciones como una especie de didáctica que permite aprender competitivamente hablando para ser útiles a la sociedad en general y en superación personal como profesional del individuo.




APARTADO 2.- “LAS COMPETENCIAS PROFESIONALES, SU RELACION CON LA RIEB, CON SU PRÁCTICA EDUCATIVA, SU FUNCION MEDIADORA Y EL DISEÑO DE ESTRATEGIAS DIDÁCTICAS”.
¿Cuáles son las competencias que debe desarrollar un docente para lograr una lectura eficaz y comprender los textos?

Realmente el enfoque por competencias ¿representa una innovación, o solo una apariencia de cambio? Por eso es importante llegar a una articulación conceptual del término que permita caracterizar los elementos que definen a las competencias en educación y, desde un sentido más pedagógico, ubicar su posible aplicación al campo curricular (Díaz Barriga, 2005). Si este autor maneja “la innovación”, hay que ser realistas también que no se trata solo de innovar sino de “no simular” y por eso creo que es lo que necesito para desarrollar mi problema de intervención hacia mis educandos, es bien sabido y nada nuevo que, siempre encontramos problemáticas dentro del salón de clases propicias de la heterogeneidad del alumnado, por sus distintos ritmos de aprendizaje, por su cultura, sus condiciones socioeconómicas entre otros aspectos; los problemas son variables y a la vez similares a los que acontecen en la mayoría de las instituciones educativas; falta de comprensión de problemas matemáticos, bajo rendimiento escolar, indisciplina, pero en especial en este grado escolar que es de cuarto año, encontré dificultad para leer de manera fluida y con dicción así como poca comprensión de los textos que leían (considero que a consecuencia de su mala lectura, ello se está presentando) y citando a Díaz Barriga, innovar es buscar algo nuevo en cuanto a la forma de practicar la docencia aunque implica sus riesgos, a veces mal tomados por nosotros los propios docentes, “descalificar lo anterior hecho por un colega nuestro y hacer lo indispensable para que “lo nuevo” supere lo que se estaba haciendo, ello no lo debemos hacer discursivamente sino demostrarlo en la práctica profesional con hechos y con sustento, es así que “el discurso de innovación aparece como la necesidad de incorporar nuevos modelos, conceptos de trabajo, solo para justificar eso que discursivamente se está innovando” (Díaz Barriga, 2005). Entonces lo que hay que entender es que innovar da resultados a largo plazo y no a lo corto como se puede pensar,  es así que la tarea del docente debe estar enfocada a un periodo de tiempo conveniente para dar resultados positivos de lo que se buscaba, es decir, un ciclo escolar completo con los mismos alumnos para darle seguimiento a la dinámica de trabajo que se viene dando, es por ello que a veces o la mayoría de éstas el cambiar de docente los alumnos año con año suelen confundirse y su rendimiento escolar no es el mismo.
De lo anterior la técnica de estudio de caso, consiste precisamente en proporcionar una serie de casos que representen situaciones problemáticas diversas de la vida real para que se estudien y analicen para así entrenar a los alumnos en la generación de soluciones (ITESM, 1998), es así que en mi aula los alumnos han mostrado una serie de problemáticas observables las cuales se tratan en su momento las que así se pueden tratar, sin embargo el hablar de lectura de mala calidad, comprensión pobre de los textos que leen, explicaciones orales o escritas muy incompletas con errores ortográficos, cohesión, etc., proporcionan datos específicos para reflexionar, analizar y discutir en colegiado y de manera particular las posibles salidas que se pueden encontrar a esta problemática suscitada, siendo este un método pedagógico activo se exigen algunas condiciones o cualidades con las que debe contar el maestro(a) para hacer frente a lo que se presenta y se espera resolver obteniendo los resultados lo mejor posible, entre otras, “creatividad, metodología activa, preocupación por una formación integral de sus educandos, habilidades para manejar el alumnado, buena o excelente comunicación con los alumnos y padres de familia y efectivamente, una definida vocación docente” (ITESM, 1998). Y es que esta técnica consiste en primera instancia: analizar uno o varios problemas que se presentan en el aula y jerarquizarlos, después determinar cuàl método es el indicado para su análisis, enseguida adquirir agilidad para determinar las alternativas o cursos de acción a efectuar y tomar decisiones para realizar lo planeado, buscar los medios a utilizar, aplicarlos para a la postre evaluar  y hacer un análisis crítico de los  resultados  obtenidos sabiendo que las metodologías empleadas o planeadas se van modificando conforme se avanza reflexionando el hacer en su momento  y al final de la evaluación para sacar conclusiones  de lo realizado y por supuesto resolver en el mayor de nuestros esfuerzos nuestro problema de intervención.
            Mi tema de estudio en cuestión en mi centro de trabajo y grado que atiendo, que es el de cuarto año, hace referencia a la falta o escasa comprensión de textos, es decir, falta claridad al hacer explicaciones orales y escritas después de leer diferentes  textos de las asignaturas correspondientes a este grado escolar. Entonces, el enfoque por competencias busca desarrollar habilidades y actitudes  personales (Rueda Beltràn, 2009), para hacer frente a nuevas situaciones, solucionarlas en el ámbito escolar o fuera de éste, pero más que todo, prepararlos para la vida; es aquí donde entra el docente como mediador o facilitador de actividades o estrategias aplicadas en el salón de clases buscando ser “novedosas”, el maestro tiene que convertirse en investigador de metodologías, mostrar su creatividad, usar y aprender de las nuevas tecnologías aprovechándolas en la didáctica nuestro trabajo, sin olvidar los propósitos esenciales de la RIEB que serán encaminados por todas estas herramientas disponibles para ejercer la docencia.
            De igual manera (Díaz Barriga, 2005) admite un dilema al dar a conocer que el enfoque por competencias es una “innovación” o una “apariencia” señalando que las competencias son una opción en educación porque “prometen” mejor formación académica, lo cual si no me equivoco ya era necesaria desde  los años 80’s en nuestro país con la incursión del CONALEP, cuya formación se sustentaba en “competencias en la enseñanza técnica”.
            Y haciendo historia del enfoque por competencias la innovación de la que se habla, es un término usado ya en  los años 70’s, (programación por objetivos por citar un ejemplo), en los 90’s el argumento era de “enfoques constructivistas”; entonces con la actual reforma nosotros los maestros que estamos  frente a grupo nos toca  innovar, originando “una compulsión” generalizada y urgente, así es mi óptica porque en mi salón de clases los educandos y padres de familia todavía tienen la idea de recibir un aprendizaje memorístico y repetitivo, su lectura es muy deficiente, sus explicaciones son escuetas y sin coherencia, de ahí la importancia para que busque  las dinámicas movilizadoras de aprendizaje, de nuevas técnicas y didácticas que ofrezcan hacer mi práctica profesional más eficiente encaminada a tratar mi problema de intervención sin descuidar los demás aspectos de la educación.
La mediación pedagógica, entendida como la intervención  es una tarea de nosotros los docentes para utilizar los instrumentos útiles y necesarios  que ayuden a fortalecer los aprendizajes esperados por el alumnado, por lo que ser competentes para nosotros los maestros es una virtud que a lo mejor no todos poseemos pero que debemos de practicarla, iniciando ser competentes por nosotros mismos en nuestro interior reflexionando desde dentro en relación a lo que estamos haciendo en el aula, luego ser competentes para tener la sabiduría del rumbo que se le está dando a la educación de los alumnos, específicamente, en mi tema de intervención que se refiere a la poca  comprensión de textos, en donde mi trabajo debe ser de “mediador” ya que me encuentro entre lo que se aprende y el que está aprendiendo al establecer dinámicas de trabajo y estrategias propicias para generar un aprendizaje acorde a lo que se està tratando en mi salón, pretendo despertar en los alumnos el interés por la lectura y diferenciar los diferentes tipos de texto empleados en el aula, que escriban textos más extensos sin tanta falta de ortografía, ilación y explicaciones orales en las que los escuchen entiendan lo que se quiso decir.

                Y entre las competencias que debe tener el docente (Rueda Beltràn, 2009) que ayudan a una práctica educativa más excelsa , entre ellos me incluyo, las debo de emplear con las dinámicas aptas para despertar el interés por la lectura, ser lectores competentes y desarrollen las actividades no solo de la asignatura de español sino de todas las que marca la educación primaria desde el primer año de esta hasta su culminación en sexto año, es decir, tener siempre presente el perfil del egresado de sexto pero trabajando los contenidos ordenadamente  desde el primer año de primaria, esas competencias son pues:
a)    Ser reflexivos  con el accionar de nuestra práctica docente, es decir, al momento de observar en mis alumnos las diversas problemáticas que se presentan en el aula, jerarquizarlas, pensar en cuáles serían las  actividades que me ayuden a dar solución a esa problemática, y lo más importante, autocriticarme  en mi accionar dependiendo de los resultados que se obtengan mediante una evaluación formativa y sumativa a la vez.
b)    Analizar mediante una observación participante para detectar  las necesidades de aprendizaje del grupo de alumnos de nuestra clase, y soportados en el Plan de Estudios jerarquizar los contenidos propios de la problemática presentada y elaborar una planeación de clase flexible concordante con lo que se especifica en mi problema de intervención.
c)    Investigativos de la diversidad de metodologías existentes que abarquen mi problema de intervención, hacer un análisis exhaustivo de las mismas que determinen la viabilidad de las actividades a llevar a cabo para tratar el asunto de la comprensión lectora.
d)    Ofrecer experiencias de aprendizaje óptimas y  con fines comunicativos reales que tengan que ver con el desarrollo de la lengua hablada y escrita, manejo de la información, desarrollo de habilidades y destrezas, físico y mental propicios a la edad y grado que cursan en la educación básica, pero sobre todo, a las necesidades de aprendizaje que el alumnado requiera para apropiarse de saberes y ejercerlos en la vida diaria (tanto laboral como cotidiana), de aquí destaco que el hablar de actividades “funcionales” en la lengua hablada es precisamente lo que requiero en mi grupo de estudiantes, por eso “hablar-hablando, escribir- escribiendo y mejorara la lectura- leyendo”
e)    Enseñar y manejar el uso adecuado de las tic en el proceso enseñanza-aprendizaje,  emplearlo en la práctica profesional, sobre todo aquellas fuentes de la web que tengan que ver con la lectura de textos y escritura de los mismos ayudando a obtener mejor rendimiento escolar.
f)     Desarrollar en los alumnos y alumnas un pensamiento crítico para fortalecer el crecimiento de la sociedad en todos sus aspectos: moral, económico, cultural, sociológico, lúdico, ético, profesional, solidario y con el fomento de los valores que siendo todo esto relacionado con la lectura y la escritura de textos, es importante permearse de leyes y de los derechos de los niños y niñas como del ser humano como tal entre otros aspectos.
g)    Practicar el humanismo  con el grupo de alumnos a nuestro cargo y con la sociedad escolar en general, , para  guiarlos, apreciarlos  y escucharlos  con atención y respeto cada que sea necesario, evitando  inhibición en ellos, por tanto  tenemos la obligación de ayudarlos a crecer en el ámbito personal como profesional en el desenvolvimiento de sus actividades diarias, sacando el mejor de los provechos a sus potencialidades natas o aprendidas en el trayecto formativo de la educación básica.
h)    Ser solidarios,  trabajando en equipo (tanto con el grupo colegiado de docentes como en las actividades de aprendizaje del aula)  y crear conciencia de  ayudar a los demás si está a nuestro alcance sabiendo que vivir aislados no rinde igual frutos que estar en sociedad y sana convivencia.
i)     Para finalizar,  tengo la obligación de  dejar huella en la escuela donde estoy prestando mis  servicios porque voy solo de paso, ese “dejar huella” sea para bien de la propia escuela, la comunidad y en general para la educación que reciben los educandos de nuestro país, específicamente los de mi grupo y mi escuela, siento la necesidad de preocuparnos  por el bienestar y el futuro de nuestros  estudiantes, respetando  la naturaleza y usando  con respeto y capacidad  las tics en el ámbito educativo, personal y lúdico por qué no decirlo,  además de educar para la vida, nos educamos para sí mismos como seres humanos que no dejamos de evolucionar todos los días con las actividades que hacemos en el ámbito profesional y personal.


j)     También debemos tener en cuenta que como mediadores o coordinadores del proceso enseñanza-aprendizaje tengamos la aptitud para  hacer una  correcta distribución del tiempo efectivo de clase y haciendo una planeación de la misma con carácter flexible, apoyada en el trabajo por proyectos al preparar situaciones didácticas con propósitos comunicativos y habilidades cognitivas permanentes para leer, escribir, escuchar y hablar  de manera que los contenidos programáticos de las diversas asignaturas sean comprensibles y desarrollados eficazmente dentro y fuera del aula.




APARTADO 3.- “ANÀLISIS DE LA PRÀCTICA PROFESIONAL”.
Mi práctica profesional, ¿va de acuerdo a lo que espero obtener con mis educandos?


Iniciaré por comentar que en el ámbito educativo y en cualquier profesión que se desempeñe el ser humano siempre deberá ser competente, es decir,  ser capaces de desarrollar competencias sustentadas en una gran variedad de habilidades actitudinales, procedimentales y conceptuales basadas en las dinámicas o estrategias metodológicas para que el  docente las aplique en su accionar educativo,  estando siempre dentro de un ambiente o clima de aprendizaje idóneo donde el trabajo en equipo adquiere mucha importancia, respetando la heterogeneidad del grupo y valorando las expectativas que los estudiantes tienen de ir a la escuela para un presente y futuro mejor, en donde tengan presente que el objetivo de prepararse es para ser competentes en todos los ámbitos de la vida cotidiana y profesional o laboral.
En el desarrollo de mi práctica profesional cotidiana siempre pongo una importante atención a las necesidades de aprendizaje del estudiante, hago uso de los conocimientos previos, lo cual me permite planear las clases de acuerdo a lo que ya se mencionó con anterioridad, además de que me doy tiempo para analizar el Plan y Programas de Estudio vigentes tratando de empaparme de los contenidos de éste y sobre todo lo que tiene que ver con el perfil de egreso del estudiante de educación primaria en particular de los alumnos del grado y grupo que estoy atendiendo para que tengan una relación todas y cada una de las actividades que se planean para aplicarlas en el aula sabiendo que tienen que responder a los aprendizajes esperados del alumno a corto, mediano y largo plazo. Me inmiscuyo con una pedagogía de situaciones problema lo más cercano  a la realidad del contexto en el que el educando se desarrolla, a su vez el trabajo en equipo ha sido una de mis prioridades, aunque el trabajo de manera individual es también de suma importancia lo sigo empleando ya que me ayuda a saber los alcances que ha logrado el alumno de acuerdo a los objetivos marcados, trato siempre de que los alumnos participen y dialoguen en la clase siempre y cuando sea de temas relacionados con el aprendizaje, de la misma manera  estrechar con ellos en torno a alguna investigación o tema a desarrollar, instituyo una relación con los padres de familia no solo de información sino que trato de que aporten algo al proceso de aprendizaje del alumno implementando ciertas dinámicas que atenúen la interacción alumno-padre de familia, siempre me ha gustado ser una persona que gestiona dentro de lo que esté a mi alcance y necesidades que la institución presente y siendo sinceros, a veces se  logran los objetivos pero en otras ocasiones no.
 En la actualidad haciendo uso de los avances tecnológicos con los que contamos en el ámbito educativo,  empleo las nuevas tics en el campo educativo porque ello me ayuda a que las clases sean más dinámicas, siendo además una herramienta más para  la formación continua de mi profesionalización,  se convierte esto en un desafío personal y auto reflexión  para cambiar mi forma de practicar la docencia,  siempre tengo presentes los propósitos de la RIEB y las nuevas prácticas educativas ahora son necesarias e impostergables ya que de ellas depende formar seres humanos competentes y preparados para la vida.


            Como profesional de la educación es indispensable que  reflexionemos sobre lo que pensamos y sentimos nosotros los docentes en torno a lo que practicamos en el aula, me pregunto que si somos capaces de ejercer una reflexión/reflexibilidad, en otras palabras, ¿lo que realizo con mis alumnos de cuarto grado es un verdadero proceso de enseñanza-aprendizaje que atiende a las expectativas del desarrollo de competencias y una educación para la vida? Por lo que considero que no existe otra persona más que el propio docente,  quien como “agente cognitivo” debe tener la capacidad suficiente para el desarrollo de nuestra propia práctica educativa guiando situaciones educativas concretas y además no pasar por alto las conductas y estrategias que como profesionales de la educación pensamos que son las que tienen más posibilidades de conseguir resultados favorables en el aprovechamiento escolar de los educandos en todos los ámbitos para que la práctica tradicional que se arrastra desde hace ya varias décadas, quede al lado y hagamos práctica profesional renovada para un mejor desarrollo humano del estudiante.


CONCLUSIONES

           

                Una competencia profesional debe desempeñarse en cualquier profesión u oficio, de manera eficiente sin importar el rango de importancia de ésta, ya que todos somos uno y uno somos todos, o sea, somos indispensables unos con otros “hay que hacer equipo” para solventar nuestras prioridades de la cotidianeidad de la vida y en específico, lo relevante a la práctica educativa; por eso es meritorio comentar  y admitir que sí es “una competencia profesional” reflexionar sobre la práctica educativa, esto porque es muy acertado hacer un espacio para pensar cómo es que usamos los profesionales el conocimiento con el que poseemos para elaborar y poner en práctica nuestras planeaciones de clase lo que ayuda a tomar decisiones importantes en el rumbo que le damos a lo que esperamos lograr con los alumnos y alumnas a nuestro cargo,  y se insiste en que si es competencia profesional porque el docente no es cualquier persona, sino que debe ser un ser con ciertas características que debe poseer para desarrollarse plenamente en el ámbito educativo, entre otras (SANTOS REGO, 2010): tener conocimiento de los contenidos disciplinares y pedagógico general fundamentado en principios y estrategias de intervención, tener amplio conocimiento del currículo, saber los materiales útiles y disponibles para aplicarlos a  los programas idóneos, saber el contexto educativo y social  en el que se desenvuelve el alumno(a) así como sus características (físicas y psicológicas como los niveles de aprendizaje de éstos) y establecer o mantener las relaciones con los colegas y demás personas de la sociedad civil en buen ambiente de convivencia, en otras palabras, el maestro(a) debe ser una persona muy completa en toda la extensión de la palabra, además de hacer a un lado el egoísmo y compartir las experiencias de nuestra labor con los demás, según Dewey, “las tradiciones de una profesión se comparten incluyendo los medios, lenguajes e instrumentos empleados en nuestro quehacer docente”, porque no debemos estar desatendidos que los maestros y maestras en su conjunto somos miembros de una misma profesión en la que aparentemente somos iguales pero diferentes entre sí, ya cada uno de nosotros posee capacidades distintas y formas diferentes de ejercer la docencia pero siempre con un mismo fin.

            Para finalizar, el comprender la naturaleza y la importancia de la práctica reflexiva, equivale a decir que los docentes debemos de tener la sutileza de intervenir de manera efectiva en el desarrollo de las clases desde la organización del grupo, trabajos en equipo e individual, contar siempre que los ritmos de aprendizaje de los estudiantes es heterogéneo, hay que ser un coordinador de las actividades, y lo más importante “reflexionar con autocrítica constructiva para mejoría de nuestra labor educativa que prestamos a los estudiantes de educación primaria.


BIBLIOGRAFIA.

494, a. e., & acuerdo, e. 4. (07 de septiembre de 2009). acuerdo 494. diario oficial de la federación , pág. 370.
Díaz Barriga, Á. (2005). El enfoque por competencias en la educación. En Á. D. Barriga. mexico: México, CESU/M.A.Porrúa, 1995.
ITESM. (1998). LAS ESTRATEGIAS Y TECNICAS DIDÁCTICAS EN EL REDISEÑO. El estudio de casos como técnica didáctica , 25.
Rueda Beltràn, m. (2009). La evaluaciòn del desempeño docente: consideracioes desde el enfoque por competencias. Revista electrònica de Investigaciòn Educativa, Vol. 11 No. 2 , 16.
SANTOS REGO, M. A. (2010). "La acción reflexión en educación; buscando lo sustancial:. En http:/campus.usal.es/-revistas_trabajo/index.php/1130/3743/article/view/2457/2992.


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada